¿Pierdes la memoria?

27 de febrero de 2013

memoria¿Se te olvida con frecuencia dónde dejaste las llaves, o dónde aparcaste el coche? ¿Te cuesta recordar los nombres de las personas con las que te relacionas? Es posible que sufras el “Síndrome de la vida ocupada”. Así han denominado los investigadores del CPS Research, un centro de investigación de Glasgow (Escocia), al problema de desmemoria y falta de concentración que padecen muchas personas como consecuencia de un estilo de vida frenético, con múltiples ocupaciones en el hogar o el trabajo y el bombardeo incesante de información procedente de teléfonos móviles, televisión, radio, internet… 

Ante esta situación, los investigadores han puesto en marcha un estudio clínico bautizado “Eureka” para tratar de averiguar si este tipo de olvidos – que no deben ser confundido con una pérdida seria de memoria, la cual sí puede estar relacionada con la demencia presenil- pueden ser tratados con una dosis baja de un fármaco que se usa para tratar Alzheimer, la memantina.

Via: MuyInteresante


9 dudas sobre los neumáticos de invierno.

27 de febrero de 2013

neumaticos

¿Se suelen utilizar en otros países? Sí, y mucho. De hecho España, principalmente por su meteorología más favorable, es uno de los países en la implantación de este tipo de neumáticos. De hecho en países como Alemania, Estonia, Eslovenia, Finlandia, Letonia, Suecia y Lituania, durante algunos meses del año, son obligatorios. Según los datos de venta mientras que en algunos países del norte de Europa sus ventas superan alrededor del 30 por ciento del total, en España es del 3 por ciento

¿Qué diferencias en la composición hay entre un neumático normal y uno de invierno? La composición es una de las claves de la adherencia específica de este tipo de neumáticos. Las ruedas normales por debajo de los siete grados centígrados se endurecen, perdiendo adherencia. Gracias a años de estudio, los investigadores han comprobado que, añadiendo una mayor cantidad de sílice, el neumático es más flexible y blando, lo que le permite ser más adherente en terrenos deslizantes.

¿Existen neumáticos de invierno para todos los coches?  En los últimos años las marcas de neumáticos se han esmerado en crear diversos modelos de  neumáticos de invierno para los distintos tipos de coche de modo que, prácticamente todos, disponen de gomas para el invierno. De hecho hasta los modelos superdeportivos tienen neumáticos de invierno.

¿Tienen un diseño especial? Sí. En primer lugar la banda de rodadura es más recortada y profunda, lo que permite evacuar más agua en caso de lluvia. Además en cada taco de los neumáticos de invierno  existen entre seis y ocho laminillas habitualmente en forma de zigzag que permiten adherirse mejor al hielo y la nieve.

¿Como influye el llevar este tipo de neumático a la hora de frenar? Según los datos ofrecidos por los fabricantes, en una frenada a 80 km/h en mojado la diferencia de frenado puede ser de más de 6 metros, mientras que en el caso de circular sobre nieve a unos 50 km/h esta diferencia de frenada se dispara hasta más de 30 metros. Además en cualquier curva la adherencia de los  neumáticos de invierno  sobre pavimento deslizante es notablemente mayor, lo que le confiere una estabilidad decisiva en ciertos momentos.

¿Qué ventajas ofrecen frente a las cadenas?  La primera y más evidente es que eliminas la engorrosa maniobra de colocar las cadenas a temperaturas extremas. Además si colocas cadenas y pasas un tramo sin nieve o hielo, debes quitarlas y ponerlas de nuevo si vuelves a una zona helada. Finalmente, con los neumáticos de invierno  evitas posibles daños en el vehículo. Por otra parte, la principal ventaja de las cadenas es su bajo coste frente a los neumáticos de invierno, además de su posibilidad de uso ocasional.

¿Como distingo un neumático normal de uno de invierno? Los neumáticos de invierno  llevan una inscripción específica: “M+S” (Mud and Snow, barro y nieve). Además,  pueden llevar un dibujo de una montaña con un copo de nieve en el interior, lo que indica una homologación específica.

¿Es necesario colocar las cadenas si llevo neumáticos de invierno? Todos los neumáticos marcados como “M+S” son legalmente una alternativa a las cadenas. Además si incluyen un símbolo que representa una montaña de tres picos con un copo de nieve en su interior (“3PMSF”) garantizan además que el neumático ha pasado un proceso de homologación específico para este tipo de condiciones.

¿Puede utilizarse en verano? Sí, aunque no es lo más recomendable. Actualmente todos los neumáticos están certificados según la normativa vigente y garantizan la seguridad mínima establecida, de modo que un neumático de verano pueda usarse en invierno y viceversa. Sin embargo, lo ideal sería cambiar el juego de neumáticos según la temporada


Consejos de alimentación para la jornada laboral

12 de febrero de 2013

imagesCAE81AJL

Según la Organización Internacional del Trabajo (OIT), una buena nutrición eleva la productividad en el trabajo en hasta un 20%.

Cuando llevamos una mala dieta, el aporte de calorías es escaso o, por el contrario, superior a lo que requiere nuestro organismo. Esta mala alimentación puede provocar sobrepeso, falta de concentración, estrés y cansancio, entre otros problemas.

De ahí que sea importante tener en cuenta una serie de consejos que nos ayudarán a gozar de un mejor estado de salud y contar con más energía para afrontar la jornada laboral:

– El desayuno es fundamental. Muchas personas se saltan está comida, lo que provoca que a mediodía tengan un hambre desmedido y un gran necesidad de azúcar; situación que se intenta solucionar con alimentos muchas veces poco saludables como es el caso de la bollería industrial o los refrescos. Estos alimentos tienen el problema de que nos dan una sensación de saciedad, pero casi no nos aportan energía.. Además, si te saltas el desayuno, el cuerpo te pedirá más comida luego, por lo que seguramente te des un atracón.

Debemos realizar un desayuno completo que incluya, al menos, una pieza de fruta, un yoghurt u otro lácteo y algún alimento que sea rico en fibra, como pueden ser determinados cereales o galletas digestivas. Además, el desayuno no tiene por qué ser aburrido, ya que hay un gran número de opciones sanas : pechuga de pavo, un huevo cocido, sándwich de atún, zumos de frutas… También se puede optar por tomar té verde, que además de un gran antioxidante, eleva los niveles de dopamina en el cerebro, por lo que nos ayudará a estar más activos en el trabajo.

Una taza de café nos ayuda a sentirnos activos por la mañana. Sin embargo, no se debe abusar ya que puede provocar ansiedad, dolor de cabeza e hiperactividad. Si ya se ha tomado café en el desayuno, a media mañana se puede sustituir por una porción de frutos secos, que son muy beneficiosas para nuestra salud y nos aportan mucha energía, además de que tienen un efecto saciante.

Es habitual que al estar mucho tiempo sentados, se tenga la tentación de picotear entre horas, ya sea por aburrimiento, costumbre o por matar el gusanillo. Una forma de evitarlo es tomar un vaso de agua natural. El cuerpo se acostumbra a lo que le demos, por lo que si nos acostumbramos a beber agua cuando queramos picar algo, pronto no tendremos esa ansiedad por comer a deshoras.

Es muy importante establecernos un horario fijo para las comidas y tomarnos nuestro tiempo para comer con tranquilidad, dejando de lado del trabajo. De este modo, ayudaremos a tener una buena digestión, desconectaremos del trabajo, disfrutaremos más de la comida y evitaremos la habitual somnolencia.

Es necesario que la comida principal sea lo más sana posible. Para ello, es importante que incluyaverduras, carnes y pescados a la plancha, alguna pieza de fruta, pasta, legumbres… Sustituye los refrescos por el agua y evita comidas grasas y fritos.

 Si vives lejos del trabajo y, por tanto, el desplazamiento de vuelta a tu hogar te lleva bastante tiempo, seguramente se nos despierte el hambre por el camino. Podemos optar por hacernos un pequeño bocadillo saludable (de atún, por ejemplo) o, mejor aún, cenar nada más llegar a casa. De este modo, también estaremos cenando al menos dos horas antes de dormir, algo muy importante ya que no es recomendable acostarse de inmediato, puesto que las calorías se convierten en grasa que no quemamos.

Por último, lo más recomendable es realizar siempre cinco comidas, de las cuales las más importantes serán el desayuno, la comida y la cena. Al realizar comidas más frecuentes y en cantidades pequeñas, se ayuda a que el cuerpo mantenga los niveles de energía óptimos durante todo el día, evitando las bajadas de glucosa durante la jornada.

Realizando 4 o 5 comidas, evitaremos el cansancio, la sensación de fatiga y los dolores de cabeza, además de ayudarnos a regular la sensación de apetito para que lleguemos con menos hambre a las comidas y evitar los temidos “atracones”.


¿Qué son los EPIS? y ¿Qué tengo que hacer para seleccionar los EPIS adecuados?

12 de febrero de 2013

 

imagesCA9FK3WO

Equipo de Protección Individual (EPI) cualquier equipo destinado a ser llevado o sujetado por el trabajador para que le proteja de uno o varios riesgos que puedan amenazar su seguridad o su salud, así como cualquier complemento o accesorio destinado a tal fin.

 El EPI no tiene por finalidad realizar una tarea o actividad sino protegernos de los riesgos que la tarea o actividad presentan. Por tanto, no tendrán la consideración de EPI, según lo establecido en el Real Decreto  773/1997, las herramientas o útiles aunque los mismos estén diseñados para proteger contra un determinado riesgo (herramientas eléctricas aislantes, etc.).

 El EPI debe ser llevado o sujetado por el trabajador y utilizado de la forma prevista por el fabricante. Según este criterio no puede ser considerado un EPI, por ejemplo, una banqueta aislante.

 El EPI debe ser elemento de protección para el que lo utiliza, no para la protección de productos o personas ajenas. Con arreglo a esto existen prendas utilizadas para la protección de alimentos o bien para evitar contagios de personas que, según este Real Decreto, no tienen consideración de EPI. Son ejemplos: los elementos utilizados por los manipuladores de alimentos o los utilizados en determinados sectores sanitarios.

 Para elegir un EPI adecuado debo:

 1º  Evaluación de los riesgos remanentes (riesgos que no pueden evitarse por otros medios, protección colectiva, medidas de organización del trabajo, etc.).

 2º Definición de los requisitos técnicos que ha de cumplir el equipo y toma en consideración de los factores de riesgo que pueda introducir el equipo que se vaya a seleccionar (sobre la base del análisis del Anexo IV del Real Decreto 773/1997).

 3º: Confección de una lista de control con las especificaciones a cumplir por el EPI, basándose en los riesgos  que deben cubrirse y en los riesgos debidos al equipo.  

 4º: Preselección del equipo, que ha de responder a las siguientes solicitaciones:

 –       Adecuación a la legislación nacional y comunitaria que le sea de aplicación (marcado «CE», etc.).

–       Adecuación al nivel de riesgo a proteger, sin suponer un riesgo adicional.

–       Adecuada adaptabilidad e integración en el medio ambiente laboral.

–       Adecuada adaptabilidad al trabajador tras los necesarios ajustes.

–       Compatibilidad en caso de múltiples riesgos.

 5º Realizar pruebas prácticas en el lugar de trabajo (en caso de ser factible), al objeto de verificar que los rendimientos técnicos se corresponden con los ofertados y que la adaptabilidad es la adecuada.

 6º Formar e instruir a los trabajadores en el uso de los equipos seleccionados.

 7º Aseguramiento de la aceptación, para lo cual es imprescindible una motivada y activa participación de los trabajadores y sus representantes en el Comité de Seguridad y Salud, desde el comienzo del proceso, junto con campañas eficaces de divulgación y sensibilización.

 8º Revisión de la selección en función de los cambios tecnológicos introducidos en el trabajo.

 Algunas de las preguntas que no realizan nuestras empresas sobre los EPIs son:

  •  ¿Cuál es la vida útil o plazo de caducidad de un EPI?

Respuesta

La vida útil de un equipo, o su caducidad, debe venir establecida en la documentación que el fabricante debe aportar con el equipo comercializado de acuerdo a lo establecido en el Anexo II, punto 1.4 e) del RD 1407/1992. Más aún, “cuando se admita que las cualidades del EPI… pudieran verse afectadas sensiblemente durante el uso por un fenómeno de envejecimiento, debe marcarse de forma indeleble y sin riesgo de ser mal interpretada la fecha de fabricación y/o, si fuera posible, la fecha de caducidad en cada unidad del EPI comercializado, sus componentes sustituibles y su embalaje.

 Si no se pudiera afirmar con seguridad cuál va a ser la duración de un EPI, el fabricante habrá de mencionar en su folleto informativo cualquier dato que sirva para que el comprador o usuario pueda determinar un plazo de caducidad razonable, teniendo en cuenta el nivel de calidad del modelo y las condiciones adecuadas de almacenamiento, uso, limpieza, revisión y mantenimiento, tal y como se establece en el Anexo II, punto 2.4 del RD1407/1992.

 Si, adicionalmente, el EPI cumple con una norma técnica y ésta establece instrucciones adicionales complementarias de lo indicado, el equipo y su documentación, por lo dicho anteriormente, deben incluirlas.

  • Es posible compartir un equipo de protección individual entre distintos trabajadores?

Respuesta

Los equipos de protección individual (EPI) son, en principio y tal y como su denominación indica, de uso personal e individual. No obstante, el Real Decreto 773/1997 establece en su Artículo 7, apartado 3:

“Si las circunstancias exigiesen la utilización de un equipo por varias personas, se adoptarán las medidas necesarias para que ello no origine ningún problema de salud o de higiene a los diferente usuarios”.

En general, se entiende que estas circunstancias pueden darse en determinadas situaciones en las que el uso del EPI está limitado a cortos periodos de tiempo o es poco frecuente.

Las circunstancias que exijan el uso de EPI por varias personas deberían estar adecuadamente justificadas y documentadas.

  •  ¿Puedo personalizar mi casco de seguridad con etiquetas o pintura? ¿Puedo modificarlo para adaptarle un accesorio?

Respuesta

No se debe aplicar pinturas, disolventes, adhesivos o etiquetas autoadhesivas, a no ser que el fabricante del casco lo permita.

En el mismo sentido, no se debe modificar o quitar cualquier pieza original que forme parte del casco, a excepción de las modificaciones o supresiones que sean recomendadas por el fabricante del casco. No se debe adaptar el casco para la fijación de accesorios en cualquier forma que no sea la recomendada por el fabricante del casco.

Se recomienda por tanto que durante el proceso de selección del casco se tenga en cuenta las necesidades de accesorios y de personalización de los cascos, así como las necesidades de compatibilidad con otros EPI.